Hemos observado que está utilizando un navegador no compatible. Es posible que el sitio Web de TripAdvisor no se visualice correctamente.Los siguientes navegadores son compatibles con nuestro sitio:
Windows: Internet Explorer, Mozilla Firefox, Google Chrome. Mac: Safari.

“POR LA NOCHE NO SIRVEN CAFES”
Opinión sobre: Taberna Los Mochuelos

Taberna Los Mochuelos
Clasificado como N.º 709 de 1.061 Restaurantes en Córdoba
Rango de precios: US$ 6 - US$ 14
Descripción: Taberna fundada en 1929 regentada en la actualidad por la 4º generación dispone de un Patio Típico Cordobés y un salón comedor en donde los comensales podrán disfrutar de nuestra comida casera tradicional con recetas de más de 40 años de antigüedad acompañándola con una copa de vino de Montilla Moriles de crianza propia
Información detallada del restaurante
Descripción: Taberna fundada en 1929 regentada en la actualidad por la 4º generación dispone de un Patio Típico Cordobés y un salón comedor en donde los comensales podrán disfrutar de nuestra comida casera tradicional con recetas de más de 40 años de antigüedad acompañándola con una copa de vino de Montilla Moriles de crianza propia
Se escribió una opinión 1 de junio de 2018

Ibamos cansados, con ganas de llegar al hotel y descansar y nos paramos en esta taberna a tomar algo, pero avisando antes de poder tomar cafe. Nos dijeron que en Córdoba a partir de las 5 de la tarde nadie toma cafe y que por este motivo desconectan la cafetera. Teniamos intención de estar un rato sentados descansando, pero al no servirnos cafe, nos dirigimos al hotel.

    • Servicio
Agradécele a JOSE M
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Escribe una opiniónOpiniones (11)
Calificación de viajeros
Tipo de viajero
Época del año
Idioma

3 - 7 de 11 opiniones

Se escribió una opinión 25 de septiembre de 2017

Un patio andaluz precioso y de lo más apetecible, uno entra por el simple placer de tomarse algo fresquito en ese entorno. Sin embargo, la primera y única ración que pedimos, no cumplió para nada las expectativas; de ahí que fuera la única. No me gustó, entre otras cosas, porque no se corresponde con lo que aparecía en la carta, yo pedí una ración de calamares y, sin embargo, a la mesa me llego un plato que consistía en: un tercio de calamares, un tercio de rejos (“patas de calamar”) y un tercio de ensalada con un buen pegote de mayonesa. Señores míos, si pido una ración de calamares, quiero una ración de calamares, nada más y nada menos. El resto es “engañar” y a mí esto me da bastante coraje. Odio los rejos y no soporto ver en mi plato la mayonesa. Y, pidiendo un plato de CALAMARES, sigo intentando entender el giro que le habéis dado al plato. Entiendo que hoy día, como presentación, un platito variado y una ensalada quedan muy bonito a la hora de emplatar; pero es que yo me dedico a comer y no a echarle fotos al plato. Dicho esto, voy a la auténtica razón de que ese plato me amargara lo que yo esperaba fuera una sucesión de raciones en un patio andaluz idílico: lo que me pusieron en el plato eran unas anillas de calamar con una media de poco más de centímetro y medio de diámetro, con una textura ampliamente desagradable (estaban realmente duros) y exceso de harina. Todo esto frito en un aceite que, para mi gusto, ya llevaba un par de frituras pidiendo a gritos que lo cambiaran. Así que, entre tener más harina que calamar y que el sabor que dejaba el aceite no era el más idóneo, no puedo garantizar que realmente me comiera unos calamares; en ningún momento conseguí encontrar el sabor a calamar entre tal amalgama de sabores desagradables. De hecho, conseguí comer un par de anillas y no fui capaz de seguir. Los dejé en el plato, junto con los rejos y la ensalada, para que mi acompañante hiciera buena cuenta de todo. Al fin y al cabo, eran sus primeros calamares y no quería amargarle el rato; ya le llevaré a comer unos de verdad. Y, si algo tan simple, me da tantas muestras de lo que no me gusta de una cocina, ¿cómo iba a arriesgarme a pedir algo más?
Y me voy a ahorrar la anécdota desagradable del “limón” presentado en la mesa por la disculpa del camarero que, por otro lado, fue muy amable. Pero, para otra, recordad: algo así no puede presentarse en la mesa de un cliente; JAMÁS.

1  Agradécele a Nitaz
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Se escribió una opinión 17 de febrero de 2017 mediante dispositivo móvil

Es el típico bar de cualquier barrio, con raciones.
La calidad de la comida está bien y el precio es razonable.
Es un buen sitio para cenar algo tranquilamente sin esperar grandes delicatessen.
Es ideal para primavera por el patio que tiene.

Agradécele a Daniel M
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Se escribió una opinión 13 de diciembre de 2016

Precio , calidad muy bueno, Sin duda recomendable, trato del personal maravilloso. se recomienda reservar mesa con antelación

Agradécele a _slamas2010
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.
Se escribió una opinión 8 de diciembre de 2016 mediante dispositivo móvil

Un sitio típico cordobés no turístico. Servicio muy bueno y comida casera con un gran sabor. Tiene un bonito patio interior.

Agradécele a Paola M
Esta es la opinión subjetiva de un miembro de TripAdvisor, no de TripAdvisor LLC.

Los viajeros que vieron Taberna Los Mochuelos también vieron

Córdoba, Provincia de Córdoba
Córdoba, Provincia de Córdoba
 
Córdoba, Provincia de Córdoba
Córdoba, Provincia de Córdoba
 
Córdoba, Provincia de Córdoba
 

¿Estuviste en Taberna Los Mochuelos? Comparte tu experiencia

Escribe una opinión Comparte tus fotos

Propietarios: ¿Cuál es su versión de la historia?

¿Es el propietario o administrador de este establecimiento? Solicite su perfil gratis para responder las opiniones, actualizar su perfil y mucho más.

Solicite su perfil